Psyathome

Manejo de un episodio hipomaníaco o maníaco

La hipomanía y la manía son condiciones que provocan cambios repentinos y extremos en el estado de ánimo de una persona. También podrían ser síntomas de otras condiciones, más comúnmente, trastorno bipolar. Es importante tener en cuenta la distinción entre hipomanía y manía. Si bien los cambios de humor repentinos y severos caracterizan a ambos, la hipomanía es menos severa que la manía.

La hipomanía suele durar al menos cuatro días. Sus síntomas pueden interrumpir el funcionamiento diario en algunos casos, aunque esta interrupción suele ser leve. Por otro lado, para ser clasificada como manía, los síntomas deben durar al menos una semana y ser severos. Los síntomas de manía casi siempre interrumpen el funcionamiento diario.

En algunos casos, es posible que incluso deba ser hospitalizado si tiene manía. Este rara vez es el caso de la hipomanía. Este artículo analiza consejos que pueden ayudarlo a sobrellevar un episodio hipomaníaco o maníaco.

Síntomas de hipomanía y manía

Es esencial conocer y reconocer los síntomas de la hipomanía y la manía para descubrir las mejores formas de enfrentarlos.

Los síntomas de ambas condiciones son muy similares, con la única diferencia de que los síntomas de la hipomanía son menos graves. Los síntomas más identificables de ambas condiciones son:

  • Tener niveles de energía inusualmente altos
  • Experimentar insomnio o sentir que necesita dormir menos de lo habitual
  • Tener un aumento repentino en su libido
  • Participar en comportamientos que podrían considerarse riesgosos
  • Tener pocas o ninguna inhibición.
  • Estar en un constante estado de irritabilidad.
  • Distraerse fácilmente
  • Volverse repentinamente hablador

Causas de la hipomanía y la manía

La hipomanía y la manía son síntomas prevalentes del trastorno bipolar. Sin embargo, puede experimentar síntomas de estas afecciones incluso si no tiene trastorno bipolar.

Estar extremadamente privado de sueño o usar ciertos medicamentos podría provocar síntomas de hipomanía y manía. El abuso de alcohol y drogas también ha sido identificado como culpable.

Cómo hacer frente a un episodio hipomaníaco o maníaco

Experimentar un episodio hipomaníaco o maníaco puede ser una experiencia aterradora y desalentadora. Esto es especialmente cierto si nunca ha sucedido antes y no tiene antecedentes de ninguna condición que pueda causar un episodio.

Aquí hay algunos consejos que pueden ayudarlo a sobrellevar un episodio:

  • Cumple con tu tratamiento: Si sus episodios de manía o hipomanía son causados ​​por el trastorno bipolar, es importante que se ciña estrictamente a su plan de tratamiento. Esto te ayuda a evitar la aparición de más episodios maníacos, y aunque ocurran, serán menos severos.
  • Controle sus síntomas: Algunos síntomas de manía e hipomanía pueden parecer que está emocionado o experimenta un estado de ánimo elevado. Esto podría hacer que otros síntomas pasen desapercibidos. La mejor manera de controlar sus síntomas es llevar un diario para llevar un registro de su estado de ánimo y sus cambios de humor. Anota cómo te sientes y qué te hizo sentir así todos los días. Con el tiempo, podrá identificar patrones y factores desencadenantes de episodios hipomaníacos y maníacos, e incluso podría saber cuándo está a punto de comenzar un episodio.
  • Evita los desencadenantes: Abusar del alcohol y las drogas, no dormir lo suficiente y no tomar los medicamentos recetados puede desencadenar episodios. Si ya sabes que eres propenso a los episodios hipomaníacos y maníacos, debes evitar estos hábitos.
  • Pedir ayuda: No dude en pedir ayuda a su familia y seres queridos para controlar y controlar sus síntomas. En algunos casos, es más probable que las personas que te rodean noten cambios en tu estado de ánimo antes que tú. Dejar que las personas que te rodean sepan qué buscar les ayudará a reconocer cuándo necesitas ayuda.
  • Adquiere hábitos saludables: Hacer ejercicio regularmente, dormir lo suficiente y comer una dieta balanceada son excelentes hábitos para adoptar si tiene episodios hipomaníacos o maníacos. Esto podría reducir la frecuencia y la gravedad de sus episodios.

Qué hacer después de un episodio hipomaníaco o maníaco

Recuperarse de un episodio hipomaníaco o maníaco puede parecer que está bajando de un «alto». Su estado de ánimo puede sentirse más bajo de lo habitual y puede sentirse mal. Estos son algunos consejos para volver a la normalidad después de un episodio:

  • Consulte a su médico: Si tuvo un episodio hipomaníaco, es posible que no necesariamente tenga que ver a su médico. Pero con un episodio maníaco, deberías hacerlo. Hable con su médico sobre los eventos que llevaron al episodio y los síntomas que experimentó durante el episodio. Es posible que recomienden cambios específicos en el estilo de vida o modifiquen su receta si ya está tomando medicamentos.
  • Vuelve a tu rutina: Un episodio hipomaníaco o maníaco puede interrumpir temporalmente su rutina diaria. Es fundamental volver a la rutina diaria después de un episodio. Acuéstese y despiértese a la misma hora, coma sano y haga ejercicio con regularidad.
  • No suspenda su medicación: Experimentar un episodio mientras toma medicamentos puede hacerle pensar que su medicamento no está funcionando correctamente. Sin embargo, es crucial seguir con su receta para evitar que ocurran episodios frecuentes o más graves. Si siente que su medicamento no está funcionando, debe hablar con su médico, quien podría ajustar su receta.

Cómo ayudar a una persona durante un episodio maníaco o hipomaníaco

Ver a un amigo o ser querido pasar por un episodio maníaco puede ser difícil. A menudo se comportarán de maneras desconocidas y mostrarán estados de ánimo poco característicos. Si bien no puede sacarlos de un episodio, puede ayudarlos a sobrellevarlo mejor. Si alguien a tu alrededor está experimentando un episodio, aquí hay algunas cosas que podrías hacer para ayudar:

  • Ayuda con el sueño: Una persona hipomaníaca o maníaca necesita dormir lo suficiente cuando tiene un episodio. Las personas con episodios maníacos o hipomaníacos pueden sentir que no necesitan dormir tanto. Anímelos a dormir un poco con la mayor frecuencia posible.
  • Se considerado: Las personas en un episodio pueden decirte cosas hirientes o extrañas durante el episodio. Recuerda que es la manía la que lo causa, y no quieren decir lo que dicen. Si te vuelves combativo con una persona que tiene un episodio, podría empeorar sus síntomas. Pero, en el caso de que la persona se vuelva verbal o físicamente abusiva, retírese de inmediato.
  • Mantener a la persona bien alimentada: Durante un episodio, una persona a menudo puede olvidarse de comer o ni siquiera quedarse quieta durante el tiempo suficiente para comer una comida adecuada, especialmente cuando está de muy buen humor. Puede tener refrigerios saludables y alimentos fáciles de comer disponibles para estas fases.
  • Consígueles ayuda: En algunos casos, una persona puede necesitar asistencia profesional durante un episodio, especialmente durante un episodio maníaco. Comuníquese con un profesional de la salud si cree que está en peligro de lastimarse a sí mismo o a otras personas durante un episodio.

Cómo prevenir un episodio hipomaníaco o maníaco

Prevenir un episodio hipomaníaco o maníaco puede ser difícil, especialmente con el trastorno bipolar. Sin embargo, hay algunas cosas que puede hacer para reducir la frecuencia y la gravedad de un episodio hipomaníaco o maníaco:

  • Cumplir con su medicación según lo prescrito
  • Evite beber alcohol o usar cualquier droga ilegal
  • Duerma lo suficiente todas las noches
  • Siga una rutina regular de ejercicios
  • Cree un plan de acción para que sus seres queridos puedan saber cómo ayudarlo cuando noten los primeros signos de que se avecina un episodio.

Una palabra de Psyathome

Vivir episodios maníacos e hipomaníacos puede ser un desafío. Con los consejos de afrontamiento correctos, puede manejar mejor su condición. Mantener una rutina saludable y evitar los desencadenantes de su afección es clave para ayudarlo mejor. También puede adoptar hábitos saludables como evitar el consumo de drogas y alcohol para ayudarlo a reducir la frecuencia y la gravedad de los episodios maníacos e hipomaníacos. Y, si necesita apoyo adicional, no dude en comunicarse con un profesional de la salud mental.

Deja un comentario

Lidiando con la ira posparto

La mayoría de nosotros pensamos en las semanas y meses posteriores a la llegada de un bebé como un momento de felicidad y alegría. Después

Materialismo y Adicciones a las Compras

¿Cuál es la definición de materialismo? Comprender este concepto es importante cuando se trata de examinar la adicción a las compras. En sociedades capitalistas como

¿Qué son las ondas cerebrales alfa?

Las ondas cerebrales alfa representan un patrón de actividad eléctrica producido por el cerebro. El cerebro está formado por millones de neuronas que utilizan señales