Psyathome

La definición y el uso de un estudio transversal

Muy bien / Jessica Olah


Un estudio transversal implica observar datos de una población en un momento específico. Los participantes en este tipo de estudios se seleccionan en función de determinadas variables de interés. Los estudios transversales se utilizan a menudo en la psicología del desarrollo, pero este método también se utiliza en muchas otras áreas, incluidas las ciencias sociales y la educación.

Los estudios transversales son de naturaleza observacional y se conocen como investigación descriptiva, no causal ni relacional, lo que significa que no puede usarlos para determinar la causa de algo, como una enfermedad. Los investigadores registran la información que está presente en una población, pero no manipulan las variables.

Este tipo de investigación puede usarse para describir características que existen en una comunidad, pero no para determinar relaciones de causa y efecto entre diferentes variables. Este método se usa a menudo para hacer inferencias sobre posibles relaciones o para recopilar datos preliminares para respaldar futuras investigaciones y experimentos.

Por ejemplo, los investigadores que estudian la psicología del desarrollo pueden seleccionar grupos de personas de diferentes edades pero investigarlos en un momento determinado. Al hacer esto, cualquier diferencia entre los grupos de edad presumiblemente puede atribuirse a diferencias de edad en lugar de algo que sucedió con el tiempo.

Características definitorias de los estudios transversales

Algunas de las características clave de un estudio transversal incluyen:

  • El estudio se lleva a cabo en un solo punto en el tiempo.
  • No implica manipular variables.
  • Permite a los investigadores observar numerosas características a la vez (edad, ingresos, género, etc.)
  • A menudo se usa para observar las características predominantes en una población determinada.
  • Puede proporcionar información sobre lo que está sucediendo en una población actual.

Piense en un estudio transversal como una instantánea de un grupo particular de personas en un momento dado. A diferencia de los estudios longitudinales, que analizan a un grupo de personas durante un período prolongado, los estudios transversales se utilizan para describir lo que está sucediendo en el momento presente.

Este tipo de investigación se utiliza con frecuencia para determinar las características predominantes en una población en un momento determinado. Por ejemplo, se podría usar un estudio transversal para determinar si la exposición a factores de riesgo específicos podría correlacionarse con resultados particulares.

Un investigador podría recopilar datos transversales sobre hábitos de fumar anteriores y diagnósticos actuales de cáncer de pulmón, por ejemplo. Si bien este tipo de estudio no puede demostrar causa y efecto, puede brindar una mirada rápida a las correlaciones que pueden existir en un punto en particular.

Por ejemplo, los investigadores pueden encontrar que las personas que informaron tener ciertos comportamientos de salud también tenían más probabilidades de ser diagnosticadas con dolencias específicas. Si bien un estudio transversal no puede probar con certeza que estos comportamientos causaron la afección, dichos estudios pueden señalar una relación que vale la pena investigar más a fondo.

Ventajas

Los estudios transversales son populares porque tienen varios beneficios que los hacen útiles para los investigadores.

Barato y Rápido

Los estudios transversales generalmente permiten a los investigadores recopilar una gran cantidad de información con bastante rapidez. Los datos a menudo se obtienen de forma económica mediante encuestas de autoinforme. Luego, los investigadores pueden acumular grandes cantidades de información de un gran grupo de participantes.

Múltiples Variables

Los investigadores pueden recopilar datos sobre algunas variables diferentes para ver cómo las diferencias de sexo, edad, nivel educativo e ingresos, por ejemplo, pueden correlacionarse con la variable crítica de interés.

Indica un estudio adicional

Si bien los estudios transversales no se pueden utilizar para determinar las relaciones causales, pueden proporcionar un trampolín útil para futuras investigaciones. Al analizar un problema de salud pública, como si un comportamiento en particular podría estar relacionado con una enfermedad en particular, los investigadores pueden utilizar un estudio transversal para buscar pistas que sirvan como una herramienta útil para guiar estudios experimentales adicionales.

Por ejemplo, los investigadores podrían estar interesados ​​en saber cómo el ejercicio influye en la salud cognitiva a medida que las personas envejecen. Pueden recopilar datos de diferentes grupos de edad sobre cuánto ejercicio hacen y qué tan bien se desempeñan en las pruebas cognitivas. Realizar un estudio de este tipo puede dar pistas a los investigadores sobre los tipos de ejercicio que podrían ser más beneficiosos para la salud cognitiva e inspirar más investigaciones experimentales sobre el tema.

Desafíos

Ningún método de investigación es perfecto. Los estudios transversales también tienen inconvenientes potenciales.

No se puede diferenciar causa y efecto

Otras variables pueden afectar la relación entre la causa inferida y los resultados, y este tipo de investigación no permite sacar conclusiones sobre la causalidad.

Diferencias de cohorte

Los grupos pueden verse afectados por las diferencias de cohorte que surgen de las experiencias particulares de un grupo único de personas. Las personas nacidas durante el mismo período pueden compartir experiencias históricas importantes, pero las personas de ese grupo que nacieron en una región geográfica determinada pueden compartir experiencias limitadas únicamente a su ubicación física.

Informar sesgos

Las encuestas o cuestionarios sobre ciertos aspectos de la vida de las personas pueden no siempre dar como resultado informes precisos y, por lo general, no existe un mecanismo para verificar esta información.

Estudios transversales versus longitudinales

Este tipo de investigación se diferencia de los estudios longitudinales en que los estudios transversales están diseñados para observar una variable en un momento determinado. Los estudios longitudinales implican tomar múltiples medidas durante un período prolongado.

Como puede imaginar, los estudios longitudinales tienden a requerir más recursos y, a menudo, son más costosos que los recursos transversales. También es más probable que se vean influenciados por lo que se conoce como deserción selectiva, lo que significa que algunas personas simplemente tienen más probabilidades de abandonar un estudio que otras. Esto puede influir en la validez del estudio.

Una de las ventajas de los estudios transversales es que, dado que los datos se recopilan todos a la vez, es menos probable que los participantes abandonen el estudio antes de que se recopilen todos los datos.

Una palabra de Psyathome

Los estudios transversales pueden ser una herramienta de investigación útil en muchas áreas de la investigación en salud. Al aprender más sobre lo que sucede en una población específica, los investigadores pueden comprender mejor las relaciones que pueden existir entre ciertas variables y desarrollar más estudios que exploren estas condiciones con mayor profundidad.

Deja un comentario

Qué esperar de un OT de salud mental

Muchas personas asocian la terapia ocupacional con los servicios de pediatría o rehabilitación física. Se sorprenden al encontrar terapeutas ocupacionales que también trabajan en entornos