My Treatment Lender

Comprender el miedo de las personas

La antropofobia, o el miedo a las personas, es una fobia comúnmente mal entendida. A menudo se asemeja a la fobia social pero no es precisamente el mismo miedo. Dependiendo de la gravedad, la antropofobia puede causar una reacción fóbica incluso en compañía de una sola persona.

En casos extremos, las personas con antropofobia pueden retraerse por completo y comunicarse con los demás solo a través del correo postal o medios electrónicos como correo electrónico o mensajes de texto.

Miedo a las personas versus fobia social

La fobia social es un diagnóstico que abarca una amplia gama de miedos sociales. Algunas personas solo temen situaciones específicas, como hablar en público o comer frente a la gente. Otros tienen miedo de prácticamente todas las situaciones sociales. Sin embargo, en la fobia social, el foco del miedo es la situación social en la que el individuo se expone al posible escrutinio de los demás.

En la antropofobia, el miedo es literalmente hacia otras personas, independientemente de la situación en la que se encuentren. Los familiares que son conocidos por ser amables y cariñosos son percibidos con el mismo nivel de amenaza que los extraños en un autobús lleno de gente.

Mientras que las personas con fobia social generalmente sienten algo menos de miedo en situaciones que las hacen sentir anónimas, las personas con antropofobia pueden sentirse igualmente incómodas ya sea en el escenario o en la última fila de un teatro lleno de gente.

Las diferencias son sutiles y el diagnóstico adecuado es complicado. Por lo tanto, es importante buscar ayuda profesional ante cualquier temor que involucre a otras personas.

Causas y Síntomas

Como todas las fobias, las experiencias previas pueden aumentar el riesgo de desarrollar antropofobia. Puede haber elementos culturalmente específicos para este diagnóstico.

La antropofobia generalmente causa síntomas similares a los de cualquier otra fobia. Cuando pasa tiempo con otras personas, puede comenzar a sudar y temblar. Podría ponerse rojo y tener problemas para respirar normalmente. Puede sentir que se le acelera el pulso. Es posible que no pueda hablar, o incluso formular pensamientos coherentes.

Es probable que experimente una fuerte respuesta de lucha o huida, en la que siente una necesidad abrumadora de alejarse.Además, es posible que le preocupe que los demás lo juzguen por todo, desde su estilo de vestir hasta su elección de palabras. Es posible que no pueda hacer contacto visual incluso con amigos de confianza.

La antropofobia a menudo también causa ansiedad anticipatoria. En los días previos a un encuentro con otras personas, es posible que tenga problemas para dormir. Es posible que sienta angustia física, como problemas estomacales o dolores de cabeza al pensar en el próximo evento. Es posible que sienta la tentación de cancelar o simplemente no presentarse.

Cuando no se trata, la antropofobia a menudo empeora con el tiempo. Lo que comienza como un miedo relativamente menor de estar rodeado de extraños podría escalar para incluir a cualquier grupo de personas, incluso amigos cercanos, y eventualmente incluir encuentros uno a uno. Algunas personas con antropofobia severa dejan el trabajo o la escuela y evitan activamente ver a nadie.

Tratamiento para la Antropofobia

Como todas las fobias, la antropofobia responde bien a una variedad de métodos de tratamiento diferentes. Cuando se detecta en una etapa anterior, el tratamiento puede incluir solo un puñado de breves sesiones de terapia durante las cuales aprende a reemplazar sus pensamientos temerosos con otros más positivos. A menudo se utiliza el entrenamiento conductual, como la desensibilización sistemática, en la que se expone gradualmente a factores desencadenantes más fuertes.

La antropofobia interfiere con una de las necesidades humanas más básicas, la necesidad de contacto social, por lo que las recompensas del tratamiento bien valen el esfuerzo.

Si su antropofobia es extrema, la terapia puede llevar más tiempo. Es posible que deba pasar varias sesiones aprendiendo a tolerar compartir el espacio con el terapeuta antes de poder progresar. Sin embargo, con persistencia y trabajo duro, es posible superar incluso el miedo más extremo a las personas. Sé paciente y amable contigo mismo, pero sigue esforzándote.

Deja un comentario

5 datos sobre el LSD

La dietilamida del ácido lisérgico (LSD), también conocida comúnmente como ácido, es una droga alucinógena. Las investigaciones indican que el LSD puede tener algunos efectos

Comprender el miedo al abandono

El miedo al abandono es un fenómeno complejo que puede surgir de una variedad de experiencias de desarrollo, incluida la pérdida o el trauma.Este miedo

Problemas de la convivencia

Hay varias razones por las que decidiste vivir con tu pareja: Razones económicas. Si compartes piso, ahorras en tus gastos. Planes futuros o matrimonio. Hace

Cómo mejorar tus habilidades sociales

¿Crees que te faltan habilidades sociales? ¿Te consideras una persona tímida? ¿Te sientes bien cuando estás con otras personas? ¿Te sientes solo? Si ha respondido