My Treatment Lender

Cómo llenar su caja de herramientas de salud mental con la Dra. Rachel Goldman

Mucha gente piensa en el cuidado personal como un lujo. Tal vez sea un baño de burbujas, un masaje o sentarse en silencio y meditar durante una hora. Tal vez sea incluso un día en el spa o un retiro de yoga en las montañas. Suena lento, complicado y costoso, ¿no?

Afortunadamente, hay mucho más, o mucho menos, en el cuidado personal que la idea estereotipada de dejarse mimar. De hecho, el cuidado personal es realmente todo lo que haces para ser bueno contigo mismo. Es tomar el tiempo de su día para USTED. Se trata de encontrar espacios de tiempo a lo largo del día para hacer lo que necesita hacer. Son esos pequeños espacios de tiempo los que se suman y nos permiten ser lo mejor de nosotros mismos.

Entonces, en lugar de pensar en lo que no puedes hacer, concentrémonos en lo que puedes hacer porque no conozco a muchas personas que puedan tomar un baño de burbujas a la mitad del día o dejar de hacer lo que están haciendo para meditar por un hora.

Primeros pasos con el autocuidado

La realidad es que muchas personas interesadas en el cuidado personal, o en mejorar su salud mental en general, no saben cómo ni por dónde empezar. Esas suposiciones sobre el costo, el tiempo y la dificultad pueden interponerse en el camino incluso antes de dar los primeros pasos.

Sin embargo, hay buenas noticias: su conjunto de herramientas de salud mental ya está más lleno de lo que piensa. Al igual que el martillo y el destornillador de segunda mano que probablemente tenga por ahí, está bastante bien equipado para comenzar a pensar más en una estrategia de cuidado personal que funcione para usted.

No puedo prometer que hacer cambios será fácil, pero hacer un inventario es un excelente primer paso. También es un paso que puede tomar ahora mismo, ya que muchas de las cosas que puede hacer por su salud mental son, de hecho, componentes de su salud física cotidiana, cosas que ya está haciendo o en las que piensa todos los días.

Psyathome / Madelyn Buenas noches


Mire sus comportamientos de salud

Tu mente y tu cuerpo necesitan trabajar juntos para que te sientas lo más cerca posible del 100 %. Es por eso que debe comenzar su viaje de autocuidado pensando en sus comportamientos de salud clave a lo largo del día.

Mira tu rutina diaria. No se trata de aprender nuevos trucos o gastar dinero; se trata de verificar con usted mismo y comprender los conceptos básicos porque cuando estamos estresados ​​o nos sentimos deprimidos, estas tienden a ser las primeras cosas que desaparecen, lo que genera más estrés.

Por el contrario, las interrupciones en estos comportamientos físicos podrían indicar que algo está pasando con su salud mental y tal vez necesite hacer un cambio.

Dormir

¿Cómo estás durmiendo? Y cuando te hagas esta pregunta, no te limites a contar las horas. Dormir más no siempre significa dormir mejor.

¿Tuviste problemas para conciliar el sueño anoche? ¿Luchaste por quedarte dormido? ¿Estaba tu mente acelerada? Cuando te despertaste esta mañana, ¿te sentiste descansado? ¿Te costó levantarte de la cama? ¿Se apega a un horario de sueño regular y evita las pantallas y los refrigerios nocturnos antes de acostarse?

Pensar y responder a todas estas preguntas puede ayudar a proporcionar una visión directa de las áreas problemáticas potenciales y señalar soluciones. No se puede arreglar una fuga que no se puede encontrar.

Hidratación

¿Cómo es tu consumo de agua? Si bien es posible que no necesite comprar una botella inteligente que envíe una alerta a su teléfono si no está bebiendo suficiente agua, el principio es sólido. Su cuerpo necesita agua para funcionar y le dirá cuándo no le está dando suficiente combustible. Si está deshidratado, puede sentirse mareado o aturdido, tener dolor de cabeza, sentir mucha sed o incluso sentirse cansado (¡agregue la ingesta de agua a su lista de verificación de sueño!).

Si cree que está tomando muchos líquidos a lo largo del día, vale la pena verificarlo dos veces. Demasiadas bebidas azucaradas, por ejemplo, pueden provocar una serie de problemas de salud como la obesidad o enfermedades del corazón. Problemas de salud que, a su vez, pueden tener un efecto perjudicial en su salud mental.

Cuando se trata de cuidar tu mente y tu cuerpo, cada detalle, o en este caso, cada gota de agua, puede ser importante.

La ingesta de alimentos

Piensa en tu relación con la comida y el comer. ¿Tiene comidas regulares a lo largo del día? ¿Te encuentras comiendo bocadillos constantemente? ¿Se encuentra comiendo en exceso en ciertos momentos del día o tomando bocadillos en un momento determinado cada día? ¿Está utilizando la comida como un mecanismo de afrontamiento para el estrés, la ansiedad o el aburrimiento?

Tenga en cuenta que no he dicho nada sobre el peso. Si bien es muy común que las personas establezcan objetivos de pérdida de peso, el propósito de esta parte de su control de cuidado personal es asegurarse de mantener hábitos saludables, como una dieta rica en nutrientes que limite los alimentos que pueden conducir a problemas de salud.

Y, al igual que con el resto de este control «físico», la comida puede afectar su salud mental. Las investigaciones han demostrado que los alimentos probióticos (yogur, chucrut), los ácidos grasos omega-3 (salmón, nueces) y las frutas y verduras (espinacas, aguacate) pueden tener beneficios para mejorar el estado de ánimo. Por otro lado, la falta de nutrientes o no comer lo suficiente puede tener un impacto negativo en su salud mental y provocar una falta de concentración, falta de concentración, un estado de ánimo más bajo y más.

Si nota comportamientos que pueden estar contribuyendo a resultados negativos, puede comenzar a hacer planes para cambiar esos comportamientos, ya sea que eso signifique escribir listas de compras más firmes o comprometerse a probar más alimentos integrales.

Actividad física

¿Estás moviendo tu cuerpo lo suficiente? ¿Hacer ejercicio regularmente? ¿Tomar descansos de pie si tiene un trabajo de escritorio? ¿Cómo te sientes cuando mueves tu cuerpo? ¿Está sin aliento después de una caminata corta o de subir las escaleras?

Al igual que con un tratamiento de spa o un masaje profesional, está perfectamente bien si no tiene el tiempo o el dinero para gastar en una costosa membresía de gimnasio o entrenamientos prolongados todos los días. Incluso una caminata diaria de 30 minutos brinda importantes beneficios para la salud física y mental, y puede usar ese tiempo para hacer el resto de su control de cuidado personal si lo desea.

Psyathome / Madelyn Buenas noches


Manejo del estrés

Tu check-in no tiene que ser puramente físico. Con demasiada frecuencia, elegimos vivir con el estrés en nuestras vidas, perseverar y continuar sin analizarlo realmente.

Piense en un momento reciente en el que se sintió estresado, tal vez relacionado con el trabajo o una relación personal. ¿Reaccionaste por emoción? ¿Cómo respondiste? ¿Tomó medidas para pensar no solo en sus sentimientos de estrés sino también en los problemas subyacentes? ¿Tu primer impulso es no pensar en ello en absoluto, empujarlo hacia abajo y evitarlo?

Es posible que observe patrones o detecte ciertos comportamientos, como comer en exceso o beber en exceso, después de situaciones estresantes que pueden contribuir a un mayor estrés o ser perjudicial para su salud en otras áreas. Una vez más, observe qué tan conectados están su mente y su cuerpo.

Hacerse estas preguntas es una manera fácil y segura de pensar en las estrategias de afrontamiento que ya puede estar usando y comprender mejor dónde podría estar parado para probar algo nuevo.

¿Ahora que?

¡Felicidades! Con esa simple revisión de su rutina diaria y patrones de comportamiento, ya tiene una mejor comprensión de las herramientas y estrategias que ya está utilizando, y que podrían mejorar un poco.

¿Y adivina qué? Con este simple acto de verificar contigo mismo, has participado en el cuidado personal activo sin tener que dedicar una hora o más a tu día. Si está buscando hacer algunos cambios en su vida, ha dado los primeros pasos.

Si bien son reflexivas, estas acciones son en realidad una forma de atención preventiva porque registrarse incluso cuando no es necesario es una de las mejores maneras de prepararse para esos momentos en los que necesita sacar algo de su conjunto de herramientas de salud mental. Piense en ello como la memoria muscular: cuanto más practique estos simples autoanálisis, más útiles le serán en un momento de estrés.

Entonces, ¿qué puedes hacer hoy con la información recopilada en tu check-in? Tal vez su plan sea tan simple como comprometerse a salir y mover su cuerpo hoy, beber un par de vasos más de agua o apagar la televisión media hora antes. Suena bastante fácil, ¿verdad?

Pero alcanzar objetivos razonables y alcanzables te ayudará a darte cuenta de que tienes las herramientas para hacer un cambio en tu propia vida. Recuerde, las pequeñas cosas suman y tienen un gran impacto.

No esperes hasta mañana. Comience ahora, priorícese a sí mismo y seguirá un camino hacia la superación personal: ¡lo tiene!

Deja un comentario

Habilidades de Inteligencia Emocional

Conciencia de sí mismo Tom Werner/Getty Images La autoconciencia, o la capacidad de reconocer y comprender sus propias emociones, es una habilidad fundamental de la

La historia de la esquizofrenia

No hay una sola persona a la que se le pueda atribuir el descubrimiento de la esquizofrenia. Desde el siglo XIX, ha habido muchos profesionales

Problemas de la convivencia

Hay varias razones por las que decidiste vivir con tu pareja: Razones económicas. Si compartes piso, ahorras en tus gastos. Planes futuros o matrimonio. Hace