Psyathome

¿Es posible tener depresión funcional?

Hay muchos conceptos erróneos sobre cómo se ve la depresión. Podrías imaginar a alguien que está demasiado angustiado para levantarse de la cama. O puede imaginarse a alguien que no puede trabajar o realizar actividades debido a su bajo estado de ánimo.

Pero, en realidad, la depresión toma muchas formas y puede variar mucho en severidad. A veces, las personas tienen lo que se llama “depresión funcional”.

¿Qué es la depresión funcional?

La depresión funcional, o depresión de alto funcionamiento, no es un diagnóstico clínico. Es más una palabra de moda. Pero eso no significa que no sea real.

Después de todo, algunas personas con depresión parecen algo buenas para el mundo exterior. Van a trabajar, pagan sus cuentas y hablan con la gente. Incluso podrían sonreír con regularidad.

Pero esto no significa que no se sientan deprimidos. Algunas de estas personas pueden arrastrarse a la cama en el momento en que llegan a casa del trabajo. O pueden sentarse en el sofá todas las noches y llorar toda la noche. Podrían ser buenos para ocultar su depresión de los demás.

Trastorno depresivo persistente

El DSM-5 (la versión más reciente del manual que usan los médicos para ver si los pacientes cumplen con los criterios para una enfermedad mental específica) incluye una condición llamada trastorno depresivo persistente. Si bien hay varios tipos diferentes de depresión, las personas que parecen tener un alto funcionamiento pueden tener un trastorno depresivo persistente.

Estos son algunos de los síntomas comunes:

  • Baja autoestima
  • Cambios en los hábitos de sueño (dormir demasiado o muy poco)
  • Cambios en el apetito (comer en exceso o disminución del apetito)
  • Dificultad para concentrarse
  • Problemas para tomar decisiones
  • Sentimientos de desesperanza

Para calificar para un diagnóstico, los síntomas deben estar presentes durante dos o más años. En consecuencia, muchas personas que tienen estos síntomas han aprendido a funcionar a pesar de ellos.

Cómo la depresión puede afectar el funcionamiento

Para cumplir con los criterios para un diagnóstico de depresión, un individuo debe experimentar impedimentos sociales, ocupacionales o educativos.

Esto significa que su mal humor debe interferir de alguna manera con su vida diaria.

Pero eso no significa que no seguirán funcionando bien en algunas de esas áreas. Estos son algunos ejemplos de cómo una persona con la depresión funcional aún puede experimentar deficiencias en un área de su vida u otra:

  • Una mujer se presenta a trabajar a tiempo todos los días y realiza bien su trabajo. Sin embargo, rara vez participa en actividades sociales porque no tiene ganas de estar rodeada de gente.
  • Un hombre sigue disfrutando de una rica vida social con amigos por las tardes y los fines de semana. Sin embargo, a veces le cuesta pasar la jornada laboral porque está deprimido. Como trabaja desde casa, puede llegar tarde o posponer ciertas tareas sin que nadie lo sepa.
  • Una mujer es una madre que se queda en casa. Se las arregla para hacerse cargo de sus deberes de crianza, pero se siente sola y deprimida durante el día. Ella deja de tomar clases en la universidad porque se siente abrumada.
  • Un estudiante universitario continúa tomando clases en línea y trabajando para obtener su título. Pero deja su trabajo de medio tiempo porque le falta la energía y la motivación para trabajar.

Causas

Como todas las formas de depresión, la depresión funcional puede deberse a varias causas diferentes. Puede ser una combinación de experiencias genéticas, biológicas o de la vida que conducen a la depresión funcional.

El estrés, la enfermedad, el dolor no resuelto, los problemas de abuso de sustancias, el trauma, los problemas de relación y las transiciones importantes de la vida son solo algunas de las razones por las que alguien puede deprimirse.

Hay varias razones por las que alguien puede desarrollar depresión funcional. Una persona con depresión funcional a menudo puede tener síntomas lo suficientemente leves como para seguir funcionando. O podría ser un perfeccionista que tiene miedo de mostrar que está luchando.

Riesgos

Las personas que aún pueden funcionar mientras están deprimidas pueden convencerse a sí mismas de que su depresión no es tan mala.

Algunas personas minimizan sus problemas

Algunas personas con depresión de alto funcionamiento pueden minimizar la gravedad de su afección y es menos probable que busquen tratamiento.

También es menos probable que obtengan el apoyo emocional de los demás si su depresión no se detecta. Los amigos, familiares y colegas pueden no tener idea de que el individuo está deprimido.

Además, alguien con depresión de alto funcionamiento puede sentirse culpable por buscar ayuda (la culpa a menudo va de la mano con la depresión). Pueden pensar que las personas que tienen una depresión peor merecen más ayuda.

Algunas personas sienten que no deberían estar deprimidas

También pueden decirse a sí mismos que no tienen motivos para estar deprimidos. Pueden pensar que, dado que todavía pueden funcionar, deberían ser más felices. O pueden creer que alguien que tiene un trabajo y una familia no debería estar deprimido. Estos pensamientos también pueden impedirles pedir ayuda.

Todos los tipos de depresión pueden conducir a un mayor riesgo de suicidio, incluida la depresión funcional. Alguien que tiene depresión funcional puede experimentar un aumento de los pensamientos sobre la muerte y podría considerar terminar con su vida.

Otras personas podrían malinterpretar la depresión de alto funcionamiento. Pueden pensar que una persona que se está retrayendo socialmente no está interesada en ser amigos. O podrían etiquetar la lucha de un individuo con la motivación como pereza.

Estos conceptos erróneos tienden a crear problemas aún mayores para alguien que ya está luchando contra la depresión. Podrían aumentar su aislamiento social o hacer que traten de compensar en exceso actuando como si estuvieran bien cuando realmente se están hundiendo más en la depresión.

Tratamiento

La depresión funcional se puede tratar con medicamentos, terapia o una combinación de ambos.

Si sospecha que podría tener depresión funcional, hable con su médico. Su médico puede descartar problemas médicos que podrían estar contribuyendo a su estado emocional.

A veces, los problemas de salud física (como los problemas de tiroides) pueden contribuir a la depresión.

Si su médico considera que el tratamiento está justificado, es posible que le receten medicamentos. También es posible que lo deriven a un psiquiatra que se especialice en medicamentos para la salud mental.

Además, su médico podría recomendarle terapia de conversación. Existen varios tipos de terapia que pueden ser eficaces para tratar la depresión, incluida la terapia cognitiva conductual (TCC). La TCC puede ayudarlo a liberarse de los pensamientos y comportamientos que refuerzan los sentimientos depresivos.

Una palabra de Psyathome

A veces es útil consultar con los que te rodean para asegurarte de que están bien. Incluso si se ven bien por fuera y parecen estar funcionando bien, es posible que estén luchando contra problemas de los que no sabe nada.

Si sospecha que alguien en su vida puede tener depresión de alto funcionamiento, hable con ellos. Deje en claro que está bien pedir ayuda si la necesitan y que la depresión no es un signo de debilidad: cualquiera puede desarrollar depresión.

Deja un comentario

¿Qué es el delirio?

El delirio, también conocido como estado confusional agudo o síndrome cerebral orgánico agudo, es una condición médica que resulta de varias causas. Implica confusión severa

Los 10 mejores diarios de gratitud de 2022

Investigamos, probamos, revisamos y recomendamos de forma independiente los mejores productos; obtenga más información sobre nuestro proceso. Si compra algo a través de nuestros enlaces,

¿Es el alcohol un depresor?

El alcohol puede producir efectos estimulantes, pero es un depresor. El alcohol afecta su sistema nervioso central (SNC), afectando la forma en que su cerebro